20 de diciembre de 2010

¿Navidad perfecta?


Hornear galletas; decorar el árbol; encender la chimenea; sentarte frente al fogón para leer un buen libro; disfrutar de una taza de chocolate humeante; ver a tu amado en la silla mecedora frente a ti y sonreírle; cobijarte con una manta con aroma a vainilla; mirar por la ventana y observar la nieve caer.

Ir a la tienda por los ingredientes; cocinar todo el día; recibir visitas en el proceso y felicitarlos; acudir a la iglesia para recordar el motivo de la Navidad; preparar la cena; escuchar tres o cuatro conversaciones que ocurren al mismo tiempo entre familiares; bromear todos alrededor de la mesa; aguardar a que los niños se vayan a dormir.

Preguntarte cuándo tendrás un hogar; echar de menos al ser amado que ha partido; forzarte a no llorar ni quebrarte; padecer una enfermedad que no te permite hallarte a gusto; envidiar a los vecinos que parecen pasarla mejor que tú; meditar en el verdadero significado de la Navidad.

¿Cuál es la escena correcta? ¿Qué Navidad se te apetece? ¿Alguna se parece más a tu realidad? No hay reglas para una Navidad perfecta. Cada Navidad es diferente. Pienso en los huérfanos y niños de la calle; en los desprotegidos o los que viven en países calurosos. ¿Qué es la Navidad? ¿Un momento? ¿Una fecha? ¿Una cena? ¿Un requisito? ¿Un compromiso social? ¿Un deseo? ¿Un anhelo? ¿Un encuentro? ¿Una persona?

2 comentarios:

Karen dijo...

Dios en su creatividad nos ha hecho tan diferentes y en su bondad nos permite celebrar de tan diversas maneras... ¿lo esencial? Que Él esté incluido en la celebración.

sgv17 dijo...

Tienes razon, mi forma de celebrar aqui en Bolivia no es la tradicional, pero la disfruto mucho. Ya luego te muestro fotos de mi "arbol" de navidad en facebook!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...