18 de marzo de 2011

250 AD

Llega un nuevo libro, un nuevo logro. Se anuncia entre una tormenta de emociones en el ámbito personal. Una mudanza. Un hijo. Una nueva faceta para esta escritora. Quizá en las letras me escapo cuando mis limitantes maternales me rebasan. Tal vez me desahogo cuando contemplo la perfección de la carita de mi hijo.

Hace muchos años soñaba con ser publicada. En el fondo, confieso, creía que no habría en mi historia un hijo de carne y hueso, sino solo hijos de tinta. Hoy, por la gracia de Dios, todo ha cambiado.

Y me gozo y me deleito en este nuevo momento. Sostengo a un chiquito en brazos, y por otro lado escucho que pronto tendré en mis manos un nuevo libro. Un libro que habla del amor de un padre por sus dos hijas. Un libro que explora la persecución en tiempos del Imperio Romano en contra de los seguidores de Jesús. Un libro que intenta expresar lo que es el amor ágape, esa entrega incondicional que Dios mostró al darnos a Jesús.

Y como siempre, me encantaría saber lo que mis lectores opinan de este nuevo libro. Y mientras pueda, quisiera seguir compartiendo mis letras con los que se atrevan a seguirme. Y si algún día mi pluma se detiene, que lo poquito que haya logrado escribir le dé la gloria a Dios.

5 comentarios:

The Lady Soul dijo...

Que maravilla!!
Espero tenerlo pronto en mis manos.

:D

elim-el oasis de Eva dijo...

Suena muy interesante... sigue compartiendo tus letras... que muchas ¡te seguimos!

Alejandro Vega dijo...

Excelente Keila, muchas felicidades por tu nuevo libro. Estaré a la expectativa de su salida para leerlo. Que todo salga de maravilla en su distribución. Abrazo

Brisa. dijo...

El libro está buenísimo querida Keila, hasta ahora estoy encantada, ya te diré más cuando termine.
Un abrazo.

Isa dijo...

Se lee interesante, sobre todo esa trama del amor ágape. Muy interesante. Estaremos a la espera para obtenerlo.
¡Felicidades, Keila!

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...